Inicio

Calendario Maya

Reflexiones

Servicios

Contacto

Libro Tzolkin 2012

LEE EL PRIMER CAPÍTULO

CALENDARIO MAYA:

Herramienta para la Evolución de Conciencia

Síguenos en

 

MEDITACIONES ONDA DEL MAGO (11 AL 23 DE JUNIO)

- Las neuronas espejo

- El dragón como luz

- El dragón representa la energía femenina

- El Tzolkin es un comunicado dirigido a toda la humanidad

- El tiempo actual es el momento del sanador-sanado

- La historia del sanador-sanado

- El acceso al contenido del Tzolkin

- El Tzolkin es sanador

- Onda del Mago

Las neuronas espejo (23/6/2012)

 

Las neuronas espejo tienen que ver con el cerebro del corazón, pero lo que habilitan o lo que muestran o hacen aparecer es una REALIDAD con mayúsculas, donde mi ser, o sea mi estar, mi existir, es el tuyo, y el tuyo, el mio. Y mi interés es el tuyo y el tuyo el mio, y mi bienestar es el tuyo y también mi malestar o tu malestar, de modo que tu felicidad y la mía es lo mismo.
Es una red que más allá de la actividad de los hemisferios cerebrales que puede ser lógica o también creativa, activa una respuesta emocional que afecta a la homeostasis, es decir a todos los procesos del organismo. TODOS. Es decir afecta a todos los procesos de autorregulación del organismo.
Pero los procesos de autorregulación del organismo es la historia de la humanidad, solo que no en un libro y a través de una charla.
Es historia condensada, es decir cada vez que se fija una orden, o sea algo se hace automático, es como consecuencia de un proceso, o sea un aprendizaje y una “memorización”, de modo que hablar de los procesos de autorregulación actuantes es hablar del pasado, pero no del pasado del individuo sino de la especie. Por eso estamos hablando de la historia de la humanidad.
Pero hablar de la génesis de una obra es hablar de su AUTOR.
Las neuronas espejo hablan de su autor y muestran su intencionalidad de ser activadas para acceder a ese nivel de la vida, o sea esa dimensión celeste.
La EMOCIÓN afecta a todo el organismo, o sea a todo el cuerpo en el presente o, sea en el momento en que aparece esa emoción, pero también afecta a la dimensión tiempo.
La emoción afecta a la dimensión tiempo, además de actuar sobre todos los procesos físicos, porque modifica la conducta.
Una emoción intensa modifica la conducta de modo permanente, para bien o sea hacia la iluminación, o traumáticamente, hacia la fobia, el terror o la psicosis. Y también la muerte.
Schindler, San Juan de Dios, Teresa de Calcuta, Gandi, San Francisco y tantos otros desconocidos son ejemplo de eso.
Y de eso es de lo que habla el Tzolkin.
No son palabras bonitas o extrañas, sino palabras que mueven.
Palabras que cambian el hacer.
Palabras parteras.

Las neuronas espejo llegan a las memorias de la humanidad, a registros que no por no ser visibles y comprables no son reales, al contrario.
Es un poco como los registros informáticos. Se puede rastrear todos los movimientos que ha hecho una persona desde un terminal de ordenador, dejando al descubierto toda la actividad realizada, es decir entrando en el pasado y trayéndolo al presente.
Las neuronas espejo también pueden hacerlo, porque hay una acumulación de experiencias e intentos que es funcional y que justamente actúan por acumulación y como recordatorio para no ir hacia atrás.
Puedes ir hacia atrás visualmente, pero sirve para evitar libremente volver a situaciones indeseables, luego existe una memoria también de especie para recordarte tu elección y tu dirección. Y de eso también es de lo que habla el Tzolkin.
En este tiempo en que se está abriendo el Tzolkin para todos y está apareciendo una nueva conciencia o tal vez antigua, también simultáneamente suceden cambios en los conceptos culturales admitidos, y a veces estos cambios son drásticos, como por ejemplo todo lo relacionado con el cerebro y las neuronas.
Hasta hace poco se “creía” y ponemos comillas porque esto evidencia que las creencias son plenamente actuantes entre los que se “creen” con patente de corso descalificante, porque simplemente “creen” que ser “científico” es más que tener experiencias de la vida desde dimensiones superiores, o sea desde el nivel de los guías, los ángeles, el espíritu y la meditación, la oración o el ensueño.
Pues hasta hace poco los creyentes de “LA CIENCIA” creían que las neuronas no se reproducían. Desconocían, negaban y enseñaban que las neuronas no se reproducían y resulta que sí se reproducen, solo que en éxtasis, o sea en beatitud, o sea en los estados justamente de unión, de religar, es decir en experiencias trascendentes o simplemente en estados meditativos.
Cuando no se reproducen es en experiencias económicas o judiciales o de estrés.
Menuda metedura de pata.
Y de eso habla el Tzolkin, de experiencias trascendentes.
También se ha producido un cambio en la valoración de la funcionalidad de las neuronas, porque se creía que se especializaban y solo hacían un tipo de tarea, y no es así.
No son estructuras rígidas sino adaptables y pueden hacer de todo en todas direcciones. Y esta disponibilidad sabia es muy importante reconocerla, porque reconocerla es activarla y potenciarla.
También a las personas interesadas en el Tzolkin les interesa conocer y reconocer que son todos los sellos, no solo su sello natal. Esta es la forma trascendente de activar el Tzolkin.
Eres tu sello, sí, y tu familia, sí, pero cuando vives desde la onda eres todos los sellos, y cuando vives las 52 experiencias de tu familia no sólo estás viviendo estas experiencias, sino que pasas por todas las ondas. Las 52 experiencias de tu familia suceden en todas las ondas. Como las neuronas. Y conviene reconocer cómo puedes actuar desde todos los sellos, o sea en que área o situación actúas en cada sello, porque en realidad desde el espejo y las neuronas espejo, eres todos.
Y eso es importante tenerlo presente, porque con las creencias cocreamos la realidad y resulta que lo sólido es funcional en dimensiones materiales solo porque esta lleno de paciencia, porque es luz llena de paciencia, o sea de virtud no de intransigencia, pero para nosotros el modelo ascensional es el agua, o sea la energía femenina, la adaptación, el aprendizaje, la tolerancia, el servicio, la consideración del otro, el amor y el espíritu, pero no la rigidez.
Son características del agua la trasparencia, la nutrición, el no tener una forma. Somos agua. La estrella de David nos recuerda el cielo, la sociedad de estrellas. Gracias. Pero también la ciencia taoista nos recuerda que la energía ancestral está en el agua, en el riñón y cómo la neurona depende del riñón. Pero también el Tzolkin nos muestra cómo el castillo verde equivalente al éter se inicia con la onda de la luna, que también es el agua.

 

El dragón como luz (20/6/2012)

 

El dragón, como la luz entrando en la materia, realizando y mostrando un camino que te lleva al sol, a dimensiones superiores, a la luz, es UNA LÍNEA TEMPORAL.

Es una línea temporal que va del pasado al futuro. Y efectivamente, el Tzolkin es un acontecimiento que aunque sea un presente tiene un surgimiento en el pasado, por lo menos en el pasado de nuestra civilización, y sobre todo de la cultura común que vivimos hoy. Y está encaminado a un futuro, porque aquello hacia donde nos propone no es nuestro presente, por lo menos en su plenitud.

 

Todo lo expresado por los sellos rojos y amarillo contiene una línea temporal por analogía.

El manejo de la analogía es simplemente fundamental  en un lenguaje de símbolos. Como no se utilizan palabras, cada símbolo añade a lo que simboliza en sí, todo lo que puede simbolizar por analogía. Si no se utiliza la analogía, se pierde el contenido real de lo expresado en el mundo de los símbolos.

La línea que va del rojo al amarillo es una línea que va del pasado al futuro, lo cual implica obligatoriamente que los sellos rojos o lo expresado por lo rojo, contiene una misión. La misión del rojo es llegar al amarillo.

Pero al mismo tiempo que la analogía es fundamental, también es fundamental considerar que todos los símbolos expresan niveles, y puedes estar contando una historia en un nivel, y en otro nivel lo que sucede no tiene nada que ver con lo anterior. Cada nivel se basta a sí mismo, pero también pueden ser correlativos o continuación.

De modo que el rojo y el amarillo pueden expresar que son lo mismo con el juego de los ocultos y también pueden expresar que hay una dirección, lo cual habla de una atemporalidad subyacente. O sea, la realidad es atemporal pero en la manifestación es temporal, es decir una cosa sigue a otra.

 

El hecho de que lo rojo, como luz entrando en la materia y en la forma, signifique forma y materia, significa que lo rojo, o sea la materia en esta dimensión, es una energía – repetimos, en esta dimensión – descendente, no ascendente, y que es la emergencia, la manifestación, el surgimiento de un programa, intento o designio.

Lo rojo realiza un plan. Lo sólido realmente en la tierra representa una energía descendente que se pega a la tierra. Y en el ser humano, su cuerpo obedece a un designio, a una orden que es anterior a su emergencia, a su aparición, y que está en los cromosomas.

Todo lo que se ve en el cuerpo, todo lo material en el cuerpo del ser humano, es el resultado de obedecer la orden emitida desde los cromosomas. Pero los cromosomas son muy anteriores a la conformación de ese cuerpo.

Estamos en una línea temporal que surge en el antes, pero estamos en una línea temporal cuya evocación es la madurez en el futuro.

 

Y como vehículo, la intención del cuerpo como la de la tierra, es llevarte hasta la plenitud, porque el cuerpo del ser humano traduce a la tierra. Por ese motivo la meditación o la consideración de las ondas y los sellos amarillos, como final de un trayecto y como una maduración, una plenitud, tienen una relación con los problemas físicos o mentales planteados desde la información genética, desde los cromosomas, y son palancas para su solución.

Sin embargo no hay que olvidar que lo rojo es simplemente una misión y un disfraz, es decir una forma postiza, y el objetivo de toda persona encaminada al gozo, es el gozo y la plenitud, lo cual está en dimensiones superiores, y no en el disfraz ni en la forma. De modo que en disfunciones de lo rojo también hay algo que en realidad es un disfraz para realizar una misión. Es decir, si hay una misión que cumplir, no hay una disfunción que corregir, sino una plenitud que encontrar.

 

El presente, las vivencias del hoy, del momento, están en el azul. El azul, que es el segundo nacimiento, es donde está la entrada en el presente, porque el presente es el nuevo nacimiento. El azul es el fuego; sí, el fuego siempre es un presente. No puede arder algo que ya ha ardido, ni tampoco está ardiendo algo que todavía no está ardiendo. El fuego es el presente. Y el fuego sí contiene una energía ascensional. Pero el fuego es la madera, son los árboles, o sea un poco como en el Tarot.

El fuego está representado por los bastos, aunque visualmente podría parecer que fuesen los oros, que parecen soles. Pero no, los oros, de lo que hablan en el Tarot es más bien de la riqueza y las cosas materiales, o sea del dinero.

De modo que el presente está en los sellos blanco y azul.

 

Y los sellos blancos son la emoción y el agua. La emoción alimenta la energía ascensional. De modo que lo blanco en dimensiones superiores es el equivalente a lo rojo en esta dimensión. Cuando se habla de la energía femenina estamos hablando desde esta dimensión, pero no es lo contrario de la energía masculina. La energía masculina no es lo contrario de la energía de la solidaridad, solamente que la energía que interesa y que está velada en esta dimensión es la energía femenina, que manifiesta la madre tierra, tu madre y cualquier mujer, pero también está presente en todos los hombres, y es la energía que le quiere llevar al cielo, porque esa energía en otra dimensión es el equivalente a lo que aquí ahora representamos como lo rojo.

 

El dragón representa la energía femenina (19/6/2012)

 

El DRAGÓN representa la energía femenina, y presenta a lo que llamamos energía femenina o dragón, como la luz, solo que sin darte cuenta.

El dragón, como sol oculto, o como el oculto del sol, es luz oculta.

De modo que la energía femenina es luz oculta, ocultada en la materia, ocultada en lo sólido, o sea en el cubo o primer castillo.

 

Pero el dragón también es luz oculta en la forma, y se presenta en el Tzolkin como una forma hablante, porque hay una unión estratégica y plena de intencionalidad entre el dragón o lo rojo y el viento o lo blanco, de modo que el dragón “es” todos los sellos, pero la primera mutación, o sea presentación es como viento. Así todos los sellos son en primer lugar dragón, pero en segundo lugar todos son viento, mostrando así que la luz quiere ser vista pero también escuchada, comprendida; tiene algo que contarnos.

También en la primera columna, que contiene un programa, se presentan unidos el dragón, lo rojo, con lo blanco, presente en la segunda onda, cuyo propósito es el mago blanco. De modo que dragón, como representación de lo rojo en las ondas, y el mago, como representación de lo blanco, están unidos como representación del todo que son los veinte sellos en la primera columna. Están unidos solidamente.

 

Pero claro, esto es algo de una normalidad total; es simplemente lo evidente de todos los días. Está en el “programa“ de esta dimensión de la forma. Es así como pasan las cosas.

Tu ves a alguien, y lo que ves es lo sólido, la forma, o sea lo rojo, siempre es así. Ves algo o alguien y lo que ves es la forma, y la forma es su ser sólido.

Pero si es una persona, cuando habla, viento, aparecen informaciones que no son lo sólido o sea lo rojo, informaciones que viajan adheridas a la forma pero no son la forma. Aparece la persona; lo que antes era solo forma aparece como persona, con sentimientos, pensamientos, emociones, etc.

Lo rojo y lo blanco están unidos pero no son ocultos, y por ello pueden ser representados por dos elementos diferentes, tierra y agua, pero también el cuerpo físico y el cuerpo no físico sino emocional y aquí empieza parte del mensaje

La luz toma forma por nosotros, para estar en nuestro nivel. Somos nosotros los que estamos en la forma, y la luz viene a la forma, pero trae un regalo, la emoción, y es lo que conviene considerar en el siglo XXI.

Porque sucede que el castillo verde, representación del cielo o dimensiones superiores,  presenta como propósito y acceso a la luna, que es el agua y la emoción.   

De modo que el Tzolkin expresa que una persona es algo visible que es sólido lo rojo y algo no visible que es su espíritu lo blanco. Están unidos en esta dimensión pero el acceso a dimensiones superiores sucede a través de lo blanco, el espíritu, capaz de vibrar en la emoción no de lo rojo, lo sólido, lo duro. Porque en dimensiones superiores los valores son de una frecuencia vibracional más alta, no dependiente de la forma, sino capaz de crear o recrear una forma según la necesidad o la conveniencia, un poco como hace la informática en nuestro tiempo, que simplemente con un ordenador y un scanner recrea un LIBRO, y lo tele transporta, multiplicado de forma instantánea a 1.000 lugares diferentes en el mundo, o 1.000.000, le da igual. Ahí lo sólido no es útil, más bien es lo que lo imposibilita.

La forma de nuestra dimensión es sólida pero rígida e improductiva; no es capaz de cambiar de forma. En esta dimensión las cosas son esclavas de su forma, pero quizás en otras dimensiones no.

Es entonces cuando toma relevancia la información acerca de la energía femenina, porque no se trata de un conflicto entre las mujeres y los hombres sino en presentar la energía dominante en esta dimensión como no válida ascensionalmente y reconocerla para poder actuar libremente, o sea eligiendo, o sea con conciencia.

No se trata de un conflicto entre hombres y mujeres sin conciencia.

Tampoco se trata de institucionalizar ni legislar, sino de iluminar.

 

El mensaje del dragón conversador es una iluminación de lo real.

Hablar de la energía femenina es hablar de la vida, y es conveniente para las mujeres hoy y necesario para los hombres hoy, para que en lugar de dirigirse o permanecer en la enfermedad y la destrucción, se dirijan hacia el disfrute, el gozo y la beatitud.

En la realidad desiluminada del homo centrocomercialis y trabajo fijo de hoy, la energía dominante no es una energía de entrega sino de depredación; no es una energía que considere al otro como otro yo, sino un enemigo que quizá me quite lo mío, aunque si es más tonto o más débil que yo, quizá lo mejor es que se lo quite yo. Esa es la depredación y un camino cierto a la enfermedad; es un camino cierto a la enfermedad cardiaca, a la obesidad; es un camino cierto a la depresión, y fácil a la enfermedad mental.

La energía dominante es una energía que prima el que tu seas más fuerte, más duro; prima lo duro, aunque sea falso. Y la energía femenina nunca puede ser una energía dura, sino una energía permisiva, donde el vientre se hace elástico, imposible duro. Pero nuestra sociedad fomenta la idea del triunfo, y el triunfo exige que seas duro contigo y sobretodo con los demás.

Pero la base es el miedo, y sucede que hay mujeres que también se dejan atrapar por el miedo y por la salida del miedo como duro, insensible, porque el miedo convierte la vida en una guerra. Y el objetivo es el triunfo a cualquier precio.

 

El comunicado del dragón conversador es que la vida no es TENER sino SER.

No es tener cosas, como una frontera del tuyo y mío, y un sustituto de la realidad donde no hay plenitud sino atiborramiento y donde no hay paz sino enemigos, y donde lo duro es el patrón del comportamiento, sino que lo duro es un vehículo, y lo que interesa potenciar es la comunicación, el amor incondicional, la ley del espejo, el espíritu, la emoción. Y hasta que no llevas lo blanco al máximo, es decir hasta que no te dan la calificación de 0, o sea sobresaliente, matrícula de honor en amor, no vas a pasar al cielo.

Pero el cielo empieza en la tierra, cuando te dejas llevar por la energía del dragón, o sea la solidaridad, la energía femenina. Y como tal energía femenina, su consecuencia es un nuevo nacimiento.

El mensaje del dragón es que más allá de las formas hay una vida de una plenitud y gozo totales donde no existe lo imposible. Hay un camino para llegar que empieza en la tierra, o sea donde estamos. Tiene que ver con la trascendencia.

La tierra, sello 17, es el inicio del cuarto castillo. Cuando decimos sello, decimos algo que es sinónimo de uno, unidad, y la tierra, cuarto castillo, es el presente de las personas con conciencia, porque la conciencia es la cuarta dimensión, y la no conciencia, la vida del depredador, es la tercera dimensión. Pero el castillo cinco, castillo verde, se inicia no con el sello 17, no con la unidad 17, sino con la onda 17, que es la luna. Y la onda encantada es un trabajo grupal de 13 sellos, siendo el 13 la trascendencia.

De modo que el acceso al cielo es el 17 trascendente, y parece ser que habría la misma distancia entre tener conciencia y no tener conciencia, cuarta y tercera dimensión, como entre vivir con trascendencia y vivir sin trascendencia.

El Tzolkin es un comunicado dirigido a toda la humanidad (16/6/2012)

 

El Tzolkin es un comunicado dirigido a toda la humanidad y actúa de modo LATENTE en el símbolo, pero de modo ACTIVO  en la VIBRACION  que despierta en las personas que DESPIERTA.

El Tzolkin es un comunicado vibracional evolutivo.

Su contenido vibracional eleva la energía vital-serpiente, al mismo tiempo que expande la conciencia-guerrero.

La expansión de la conciencia habilita en ese movimiento expansivo real el acceso a otra dimensión de la vida. Esto está expresado en todas las tradiciones reales que acompañan al humano en su viaje evolutivo.

 

Matar no es alquímico, o sea evolutivo, y ninguna religión que sacralice matar, tampoco. Normalmente esas propuestas exigen gestos externos obligatorios,  atrapando cautivos a todos los humanos que así son controlados visualmente con facilidad. Quitar al humano la libertad es impedir al humano, sello 12 simbolizando la libertad y los pensamientos elevados, conectar con su interior,  oculto sello 9-luna, que como onda es justamente el inicio del quinto castillo, éter-cielo

Quitar la vida no es alquímico, trasformador, no pertenece a otras dimensiones sino a ésta; describe esta dimensión de la forma más cruda: la dimensión del depredador. La expresión visual de la dimensión del depredador sirve para horrorizarte visceralmente y poner en marcha al cerebro del corazón y liberarte de la complicidad, porque es muy fácil ser cómplice del depredador.

 

Dar la vida por el otro, o sea lo que Kirón o Kristo, sí es alquímico, trasformador, sí pertenece a otras dimensiones y por eso te permite acceder a otras dimensiones.

De eso habla el Tzolkin, la onda 10 del espejo, del tu eres otro yo, de la perfección y del amor, te lleva allí, al nuevo nacimiento dimensional.

La vibración evolutiva del Tzolkin aumenta al ser traducida a otras propuestas. Encontrar a tu semejante aumenta tu vibración vital; encontrar tu semejante es encontrar dónde es real que tu eres otro yo.

Pero la historia de Kirón también propone otro criterio a la hora de considerar los sucesos, o sea la realidad.

 

Kirón es hijo la divinidad máxima, o sea es alguien de dimensiones superiores que aparece en esta realidad como un engendro. Entra en la forma, o sea en el castillo 1, como algo que horroriza, simbolizando así que la forma, o sea lo expresado por el dragón, o sea los contenidos de la dimensión materia para los que viven en dimensiones superiores aquí representadas por el término Olimpo, es como encontrar un trabajo de forense criminalístico.

Esto representa que Kirón es cumplir una misión. No estás en Cancún, ni en Ibiza, sino en medio de la mierda, como Teresa de Calcuta o San Juan de Dios o tantas personas anónimas en ONGs, o simplemente gobernado desde el cerebro del corazón, corriendo peligros para ayudar a alguien.

Como sucede en todas las dictaduras, aparecen los héroes anónimos.

Dragón-Kirón se trasforma en Hércules-Mono cumpliendo una misión.

Kirón y Hércules son el mismo, solo que trasformado; maestro-discípulo, pero el discípulo recibe, o sea actualiza, es la nueva versión. Lo más horroroso y lo más bello, como dos extremos de lo mismo. Kirón es aprendizaje blanco y Hércules realización azul.

Todos los sellos blancos son Kironianos: mago, enlazador, espejo, perro y viento. Y todos los azules, Hérculeos: mano, tormenta, mono, noche y águila.

Kirón y Hércules entran en el olimpo de la inmortalidad justamente al morir, o sea todo lo contrario. Nada es lo que parece; lo que ves en la dimensión material como indeseable es tal vez lo más deseable visto desde dimensiones superiores, o sea lo más horroroso tal vez sea lo más bello en lo real. 

 

El tiempo actual es el momento del sanador sanado (13/6/2012)

 

El tiempo del sanador sanado es el tiempo del intento; es el tiempo de vivir en el fuego, o sea de transformarse, o sea de sanarse, o sea de soltar, o sea de encontrar.

Quirón es un ser según la mitología, entendiendo por mitología un mundo similar, ANÁLOGO, tal vez “el análogo” a lo expresado por el Tzolkin. Es decir, la mitología utiliza arquetipos simbólicos y los sellos del Tzolkin son sellos simbólicos, con contenidos intercambiables que se enriquecen mutuamente.

Quirón es a la vez hermano de Zeus, o sea divino, y un “engendro”, mezcla de animal y hombre. Y es un arquetipo del ser humano de hoy, o sea es un espejo, o sea una realidad, solo que más real que la del mercado de valores, los recibos, las hipotecas basura y la mortadela.

 

Quirón es abandonado por su madre nada más nacer, horrorizada, similar a la de tantos niños abandonados en maravillosas guarderías o en la p. calle, por madres y padres horrorizados o hipnotizados por las maravillas del dinero y otros valores culturales. Pero Quirón, abandonado en su cueva, cosa cada vez más habitual ya que el niño está en su cueva con su ordenador, es cuidado por fuerzas celestes, por ejemplo Apolo, dios de la sabiduría, y llega a ser instructor de múltiples héroes griegos como Aquiles, Jasón, Hércules, Esculapio.

 

En un determinado momento Quirón es herido accidentalmente por una flecha de Hércules, que es su discípulo. Por un lado sucede que Quirón es inmortal y por otro lado sucede que las flechas de Hércules son incurables. De tal manera que Quirón, este arquetipo del hombre de hoy, o sea hermano de Dios, o sea de familia divina, engendro horroroso, abandonado, cuidado por fuerzas divinas, aparece como atormentado por una herida incurable, siendo imposible morir.

Esta herida actúa como maestr@, ya que EXPERIMENTA todo lo posible buscando sanación de esa herida incurable que le atormenta. De alguna manera es arquetipo del hombre atormentado por algo que no consigue realizar, o por algo que le supera. Pero eso es solo una apariencia  y sitúa ese arquetipo del héroe romántico en el mismo sitio donde el príncipe es una rana, o sea en el  antes, o sea en una dimensión inferior de la que estas saliendo, y el antes  es que estás naciendo, estás pasando de una dimensión a otra. Por eso el sufrimiento es una buena noticia, desde la conciencia.

La herida  te lleva a la experimentación y la experimentación te introduce en un escenario más grato que donde estabas.

Kirón,  que es inmortal, desea dejar de ser inmortal por tanto sufrimiento. Pero eso es solo apariencia; eso es solo lo que se puede admitir en tercera dimensión, que es donde está el miedo, el dolor, la carencia, la pena de sí mismo. En realidad lo que hace Kirón mostrando el camino del sanador sanado, es escenificar lo que dice el Tzolkin, es encontrar el espejo; el in lakech, el tu eres otro yo.

El Tzolkin contiene dos espejos, uno te presenta a los demás seres humanos como otro tu, es la ley del amor; y el otro es la puerta de ascenso, porque es el espejo que te conecta con Dios.

 

Kirón, que es inmortal, ve sufriendo a Prometeo, que es mortal, pero que está condenado por haber robado el fuego a los dioses para dárselo a los humanos, a permanecer encadenado a una roca mientras un águila le devora el hígado durante el día, mientras que durante la noche le vuelve a crecer. Pero eso es, decimos de nuevo, solo apariencia de tercera. El asunto es que Kirón  lo encuentra y lo libera totalmente; lo sana, por el sistema de yo soy tu, tu eres yo.

Prometeo está condenado a ese suplicio hasta que otro ocupe su lugar, es decir a que se cumpla, se realice la ley del espejo que es la ley del amor.

Tu eres otro yo, yo soy otro tu  es la ley del espejo, que es la ley del amor.

Encontrar el espejo es encontrar a Dios.

Cuando Kirón ocupa el lugar de Prometeo, es decir se convierte en mortal, deja de sufrir por la herida de Hércules. Y al mismo tiempo, Prometeo deja de sufrir, porque se convierte en inmortal, y obtiene el perdón porque ha sucedido lo único que podía obtenerle el perdón, que es que otro ocupe su lugar, pero que al mismo tiempo es actualizar, hacer real la ley del amor.

Podría decirse “misión cumplida”. Cada uno tiene lo que quiere, uno vivir y otro morir.

Ok, cero muertos.

El camino del amor se transita sin muertos, porque es el camino de la vida. Y la muerte es la ausencia de la vida, o sea no existe en la dimensión real. La historia de Kirón es que el mismo tiempo en que se hace mortal, Zeus le hace inmortal. Era solamente una misión lo que estaba cumpliendo. La mayor parte de la gente que vive enfermedades, está cumpliendo una misión. No te sirve como referencia porque miras desde la tercera dimensión; te interesa tu experimentación interior, porque el camino del espejo abierto es que desde dimensiones superiores te abren el camino, te abren el espejo. Solo tienes que estar dentro de ti.

 

Kirón está vivo en las estrellas. El camino del sanador sanado es el camino al cielo porque es el camino a la iluminación. Y la iluminación pasa por la experimentación. Y el juicio es el batacazo. Pero lo bueno es que te puedes caer tantas veces como te apetezca.

La historia del sanador sanado (13/6/2012)

 

La historia del sanador sanado es la historia de KIRON, solo que para contar la historia de Kirón es necesario contar la historia de PROMETEO.

Es insuficiente hablar solo de Kirón, es imprescindible hablar de Prometeo.

Sea lo que sea lo que se quiere trasmitir, precisa reunir los trozos separados para completar el sentido. De modo que para hablar de Kirón, el sanador sanado, es preciso hablar de Prometeo y también de HERCULES. Y también del TZOLKIN.

 

Prometeo es el que les roba el fuego a los dioses y se lo da a los hombres. La historia presenta al humano entrando en la civilización unido al fuego. Parece que el ser humano y el fuego van juntos, están unidos por algo invisible pero simultaneo. Sin fuego es difícil imaginar al ser humano como humano.

Si consideramos que lo que describen el mono y los sellos azules en el Tzolkin es lo mismo que se presenta como tetraedro-fuego en los sólidos platónicos, podemos pensar que lo que se denomina como Prometeo está presente en lo que representa el mono. Por ejemplo, alegría, pero también osar, atreverse a experimentar, o sea ciencia-magia. Pero también y sobretodo la posibilidad de ser real, o sea la posibilidad de madurar, o sea evolucionar, llenar el programa posible de realidad, que es lo que significan los sellos amarillos de madurar, o sea lo significado por el elemento aire y el color amarillo, y la iluminación.

Porque el fuego, siendo importante en sí, en realidad es un paso a la iluminación; no es el objetivo. El nuevo nacimiento no es el objetivo, sino el ser maduro, que aparece posteriormente. Si no se llegase a la maduración no sería un éxito. Incluso la maduración, que es llenar de contenido toda la cuarta dimensión, es también un paso imprescindible para el acceso al cielo. El cielo es el lugar de las estrellas y la estrella no es una promesa de luz sino una realidad.

 

De modo que Prometeo  robando el fuego inicia el ascenso dimensional. El fuego sitúa al hombre en la tercera dimensión, entre otras cosas iniciándole  en la meditación y el intento, o sea la magia y la ciencia, porque ya tiene motivo.

Si quieres algo y no quieres perderlo surge una necesidad, y con la necesidad aparece la experimentación, o sea el intento, y la meditación o sea la planificación.

Prometeo según Wikipedia, gracias Wikipedia, significaría en griego antiguo “previsión”  o “prospección”.

Previsión, de prever, o sea ver con anticipación. Pero eso es justamente visualizar, o sea ver algo que todavía no sucede pero que quieres que suceda, o sea la noche.

Prospección es explorar, por ejemplo las prospecciones petrolíferas, prospección de mercados, etc., un poco como el mono, jugar a lo posible. Pero también el águila con su visión explora. Pero también la mano explora.

Es decir que el significado contenido en Prometeo como prospección, exploración, lo cumplen mono, águila y mano. El significado de Prometeo  como previsión, visualización lo cumple noche a su manera, o sea a la perfección. Pero tormenta no cumple.

Tormenta no cumple, no habla idiomas, ni visualiza ni explora, solo que tormenta significa milagro, resucitar, reinventarse, crisis, y eso lo cumple a a la perfección Prometeo, mostrando así una línea, una hoja de ruta.

Primero como la noche, visualizar o sea prever.

Luego el intento, o sea la prospección, la búsqueda; el intento con mono, mano, águila, o sea hay que atreverse, hacerlo a ser posible dejándote guiar, o sea canalizar, o sea entregándote como canal, con creatividad o sea desapegadamente, porque el enlazador, el desapego, es el oculto del águila y garantía de éxito.

Y finalmente sucede el milagro, o sea lo imposible, o sea la tormenta, o sea el acceso a otra dimensión de la vida.

Esquemáticamente en el azul-Prometeo aparece esta invitación visualizar- intento- resurrección.    

El acceso a la información del Tzolkin (12/6/2012)

 

El acceso al contenido de la información del Tzolkin es a través de la meditación, o sea del ensueño. Por ejemplo, la séptima columna en el Tzolkin tipo contiene un nuevo nacimiento y contiene elementos como una experiencia única especial, pero también elementos de sanación y canalización. Comparar los contenidos de la séptima columna del Tzolkin tipo con los contenidos de un Tzolkin personal donde tu sello natal es el primer sello del Tzolkin, personaliza esa información al traducirla, por comparación.
Si lo haces en un estado meditativo o contemplativo, abres un tiempo nuevo, pero no como algo instantáneo como el que enciende el mechero, sino que abres un tiempo en el cual puedes encontrar respuestas en el transcurso de un tiempo indeterminado porque el tiempo siempre es indeterminado excepto en los relojes, que tendrá que ver con el grado de intento que hayas puesto, porque en definitiva se trata de un DIÁLOGO, y el diálogo supone abrir un tiempo de escucha y de reflexión.

 

El Tzolkin es sanador (11/6/2012)

 

EL TZOLKIN es sanador. Con total claridad, queremos expresar la potencialidad sanadora del Tzolkin.

Estamos en el tiempo del SANADOR SANADO. 

El sanador sanado es como despertar, despertar pero a ser feliz, o sea a estar en paz contigo y con tu historia, y con los demás y con todo.

La historia del sanador sanado es la historia de KIRON, el instructor de Hércules.

KIRON, gracias Bárbara Hand Clow.

 

Sí, el Tzolkin es sanador y tenemos que decirlo con total claridad porque además de divertido, interesante, gracioso, bello, apasionante, sociable, peculiar, el Tzolkin es sanador. Y es sanador, porque es CHAMÁNICO.

Chamánico quiere decir que no te ponen nota, no hay selectividad, no mueve miles de millones, no necesitas tarjeta sanitaria. Lo chamánico no tiene nada que ver con eso. Solo tiene que ver con que es una fuerza en favor de la vida, proviniendo de dimensiones superiores, con la cual puedes colaborar y, entre comillas, aprender, solo que no lo aprendes, sino que colaboras, pero que te sana, te produce alegría, ganas de vivir, y ganas de ser útil y encontrar a tus semejantes, maravillosos.

 

El Tzolkin es sanador y fundamentalmente es sanador desde el ENSUEÑO, o sea desde la noche, maravillosa noche, gracias noche; o sea desde el fuego, maravilloso fuego, gracias fuego; gracias mono, gracias mano, gracias tormenta, gracias águila.

El Tzolkin es chamánico y por eso es sanador, además de ser divertido, instructivo. Pero conviene entonces dar un paso más.

Tu sello natal te dice quién eres.

Tu sello natal te dice cosas que necesitas saber sobre ti, al igual que tu onda natal, tu familia, tu oculto, la onda de tu oculto, todas las ondas de tu familia. Toda esta serie de datos dicen cosas sobre ti, porque conviene saber quién eres.

Pero el símbolo del Tzolkin, de 260 casillas, 13 columnas, 20 filas y 52 portales, con todas sus ondas y todos sus sellos contiene un programa de todos los seres humanos, que es necesario conocer, porque es importante conocer pero también conocer al ser humano transpersonal, o sea allí donde tu, siendo tu, eres yo.

Y en ese nivel es donde actúa lo chamánico, lo que tiene que ver con Kirón y lo que tiene que ver con el fuego.

 

Onda del Mago: del 11 al 23 de junio

La onda del águila tiene como onda asociada la del mago. Quiere decir que la creatividad es imprescindible para potenciar el acceso a otras dimensiones y para el desapego, pero como onda trabaja con lo que significa el mago.

El mago, cuyo oculto es la mano, habla en términos iniciales de atemporalidad, de encantar, etc., pero si rescatamos el significado asociado al oculto, podemos decir que la característica del mago es el aprendizaje. El mago podemos relacionarlo con el aprendiz de mago. Y ese aprendizaje en su forma oculta es la mano, algo realizador y sanador.

Evidentemente la característica de atemporalidad es fundamental, porque el tiempo como condicionante te limita las posibilidades y te engaña. La atemporalidad es un descubrimiento. Cuando entras en el mago es porque de alguna manera reconoces la atemporalidad como la realidad. No eres un suceso fortuito con una duración limitada, sino que en tu interior está la inmortalidad, la atemporalidad. Por eso nosotros relacionamos el mago con el aprendizaje, asociándolo con la salud, con la vida, porque te va deshaciendo de lo temporal que es la muerte.

Vemos entonces que la onda del águila, de la creatividad, te lleva a conectar con otras dimensiones y con el desapego, y que su onda asociada traduce lo mismo, porque te está hablando de la atemporalidad, que está en otra dimensión.

Y es el acceso a esa otra dimensión atemporal lo que forma el aprendizaje y da lugar a la auténtica salud, de tal manera que podemos decir que la creatividad está asociada a la salud y la falta de creatividad a la enfermedad.

La enfermedad supone de alguna manera una elección equivocada por falta de perspectiva, por miedo -que es donde actúa el tiempo-.

Por miedo a la muerte aceptas trabajos negativos, comidas baratas que te enferman, actitudes que te deprimen y enferman… Siempre hay una falta de apertura de la visión y de la creatividad, que están en el águila.

Cuando trabajas el águila como propósito, llegas como transcendencia (final de la onda) a la mano, que es la salud. Cuando estás trabajando con la creatividad, también trabajas la conexión con otras dimensiones, y es ahí donde te puedes dar cuenta de la limitación y de la necesidad de profundizar que hay, y te conviertes en un mago y empiezas a aprender.

 

El oculto del mago 1 es la mano 13, que es el final de la onda del águila, indicando su transcendencia

La perfección en esta onda de la sabiduría se alcanza al ensoñar la abundancia, y la liberación al ser como eres