Inicio

Calendario Maya

Reflexiones

Servicios

Contacto

Libro Tzolkin 2012

LEE EL PRIMER CAPÍTULO

CALENDARIO MAYA:

Herramienta para la Evolución de Conciencia

Síguenos en

 

MEDITACIONES ONDA TIERRA (14 al 26 de febrero)

- La forma de actuar

- El tiempo es amor

- Tal vez la quinta dimensión tenga que ver con el quinto castillo

- El perro es un mago

- La televisión es el dragón

- Ocupar la vida

La forma de actuar (24/2/2012)

 

La forma de actuar, o sea tu manera de ser, es lo que te introduce  y te asienta en la cuarta dimensión, paso y acceso a la quinta. Así de fácil o así de DIFACIL.

O sea DIFICIL y FACIL, pero es mejor decir fácil, o sea “di fácil”.

Difícil porque la forma de actuar tiene mucho de comportamiento aprendido, sólo que la enseñanza se dirige más bien a cómo vivir en la tercera dimensión, donde el tiempo es oro y se te va constantemente de las manos y lo que tratas es de retenerlo. Infructuosamente. Siempre sin éxito estable.

Y fácil porque en realidad lo que buscas ya lo tienes, sólo que no lo ves porque no lo valoras.

 

En el calendario maya hay veinte sellos y sucede que situados en círculo, todos son el numero cuatro de alguno, y todos tienen alguno que ocupa la cuarta posición desde él.

Encontramos que este posicionamiento circular no es jerárquico, pero sí es posible colocar los sellos de forma jerárquica donde uno sea el uno, otro el dos y así hasta el veinte, o sea formando una línea. Pero esa figura no es la que sirve para encontrar esta información.

La cuarta dimensión, donde el tiempo es amor y es lo que tienes, no es jerárquica porque donde “tu eres otro yo” nadie puede ser más ni menos, y ese es el tiempo de pasarlo bien.

De modo que una estructura circular es adecuada e inacabable. Es un sinfín. Y ahora podemos ver que la vertical más bien expresa o mide lo que se acaba. Y lo circular, lo que vuelve a comenzar.

Situados los sellos en círculo nadie es primero ni último. Esa es la estructura de la tabla redonda. La estructura de los pares.

 

Cada sello encuentra una forma de actuar armónica, adecuada, donde la palabra “adecuada” significa  que es la que te sugiere el Tzolkin COMO PUNTO DE ENCAJE  de acceso a TU cuarta dimensión como experiencia personal.

Es decir el sello cuarto desde el tuyo contiene la sugerencia de una forma de actuar acorde con tu sello personal, que es tu “trabajo personal”. Partimos de la base que reconoces que tu sello natal te muestra una tarea personal evolutiva que “quieres resolver” o por lo menos experimentar.

Por ejemplo una persona NOCHE natal, gracias noche, tiene como sello cuarto el enlazador, o sea se le sugiere el desapego como forma de actuar. Pero tanto desapego, o sea situaciones difíciles, se le puede atragantar un poco, incluso mucho. Pero de repente puede considerar como su sello noche es la forma de actuar  del sol, o sea de la luz, y comprobar cómo es así y cómo muchas personas le dicen que su trato les aporta luz, y conseguir un poco más de confianza para desapegarse y más facilidad para ser, porque ahora su punto  de encaje es otro y ya está en otra dimensión. Cuando la noche vive desapegada, es luz. Es su FORMA. Su forma de actuar es LUZ.

 

Una persona DRAGÓN  tiene como sello cuarto la semilla, por lo tanto su forma de actuar sería semilla. De modo que cuando El dragón consigue actuar como semilla, entonces vemos que en realidad el dragón es un espejo.

Esto parece algo sin sentido pero en realidad es una fórmula. Exactamente es la formulación tipo de encontrar tu punto de encaje para la quinta dimensión.

 El dragón es la luz entrando en la forma o en nuestra dimensión, y siempre que aparece el dragón aparece la formulación tipo. En cuanto al espejo, no olvidar que espejo es uno de los gemelos de esa realidad dual maya y que representa a DIOS.

La fórmula es: la luz entrando en la materia, o sea el dragón,  te sugiere siempre  que seas tu mismo, o sea la semilla,  para ser lo que eres, Dios, o sea el espejo, porque todas las personas somos espejo para nuestros semejantes, y todas las personas somos semilla porque tenemos un programa autoexistente. De modo que para la persona DRAGÓN la sugerencia es escuchar su corazón, solidario y  amoroso de cuarta dimensión, muy en conflicto con todo lo que haya aprendido “para no ser tonto” en la tercera dimensión. Pero cuando consigue esa sinceridad y esa valentía, le devuelve a cada persona que trate, la imagen de DIOS.

 

Hoy en día el encuentro con cualquier manifestación del espíritu  hace resucitar al afortunado, que poco a poco vamos a ser prácticamente todos, y esa es la tarea propuesta para cualquier persona que nace VIENTO, que es el espíritu y la comunicación, porque desde dimensiones superiores toda comunicación es manifestación del espíritu, o sea de la verdad, o sea del amor, o sea algo superagradable, mejor que ir al cine.

La forma de actuar propuesta para viento, que es espiritu, sería serpiente, que puede parecer algo como muy instintivo, tal vez carnal o material, y por tanto poco espiritual, porque serpiente, como kundalini, puede parecer todo eso incluso puede serlo.

El asunto es que hoy no puede haber una dicotomía donde aparece uno bueno, tal vez el espíritu, y uno malo, tal vez la materia, porque Quetzalcóatl y Tezcatlipoca son el mismo.

Los gemelos son una realidad dual de buenos y malos en la tercera dimensión, pero son el mismo donde “tu eres yo”, y lo mejor que puedes hacer con T y Q, o sea Tezcatlipoca y Quetzalcóatl, es unirlos en un SMS y enviárselo a toda la gente que quieras y no lo sepan o sí, pero decírselo, TQ.

El asunto es encontrar hoy el espíritu en la materia, porque todo lo que existe contiene una realidad espiritual.

 

En los demás sellos el esquema es el mismo. Hemos visto al dragón, el viento y la noche.

 

La semilla tiene como propuesta de forma de actuar la mano. Pero como la semilla es el cuatro tipo, quiere decir que todas las personas son semilla porque todas las personas son dragón. Por eso el Tzolkin es para todas las personas, no sólo para una etnia o un ámbito cultural. Y la mano señala la característica existente en todas las personas de tratar amorosamente y así producir vida, o sea salud. Y también señala que la cuarta dimensión, antesala de la quinta, es un espacio propio de la luz, y sólo las personas transparentes a la luz pueden acceder a este espacio, que es propiamente la quinta dimensión. De modo que la cuarta dimensión es el lugar de hacer los ajustes necesarios para ello, o sea de aprender y reconocer. Y el pasaporte para la cuarta dimensión es el amor.

 

Lo bueno, si breve, dos veces bueno, así que mejor no aburrir y quizá otro día seguiremos con esto.

El tiempo es amor (24/2/2012)

 

El tiempo es amor, aunque muchas veces, quizás demasiadas o mejor aun prácticamente casi siempre, no sepamos muy bien qué cosa sea eso del amor. Porque creemos que el tiempo es ORO, o sea algo que no tenemos y pronto se dará cuenta todo el mundo y nos pasarán cosas terribles, así que lo mejor es tratar de conseguirlo como sea o por lo menos tratar de que no se note mucho, y no respirar, no moverse, no llamar la atención, no opinar, no sentir, no ver.

 

Pero el tiempo o sea la cuarta dimensión es AMOR.

El tiempo es amor y ES LO QUE TIENES.

El tiempo es amor y lo tienes, sólo que quizás no sabes qué hacer con él porque crees que lo que tienes es tiempo, pero como algo que se esta gastando, que se esta yendo, que te quedas sin él, que lo pierdes. Pero lo que tienes es amor, pero como algo que no mengua, algo inacabable.

Aquello de lo que eres dueño es AMOR, que es algo que NUNCA SE ACABA, porque el amor es DIOS, o sea la vida, LO QUE ES SIENDO, aquello cuya esencia es simplemente SER, algo que no se gasta por ser sino que SE CONSTRUYE siendo, se aumenta SIENDO, algo que cuanto más es, es más.

 

Sin embargo la sensación con el tiempo es que cuanto más suma, menos queda.

Un poco  como el perro del hortelano, que no se come los frutos de la huerta pero tampoco deja que nadie se los coma.

Ponemos este ejemplo porque EL PERRO en el tzolkin representa el AMOR INCONDICIONAL, pero el perro como sello 10 también habla de perfección, y perfección habla de proceso.

Es decir que el amor es la perfección en esta dimensión, pero no es algo HECHO, sino algo que se va HACIENDO, o sea una consecuencia de un proceso perfeccionante de descubrimiento.

El amor es un descubrimiento y un trabajo. Es un descubrimiento y un trabajo porque eres libre. Libre para quererlo o rechazarlo. Es un descubrimiento como posibilidad y es una tarea, un trabajo realizarlo.

 

El asunto es que DESDE DIMENSIONES SUPERIORES  se te ofrece algo como es el amor incondicional y tu  tarea es modificar  tu representación de la realidad para hacerlo posible

 

EL PERRO EN LOS SELLOS BLANCOS

El Tzolkin sitúa el perro  entre los sellos blancos, que significan refinar, o sea aprender algo, o sea  modificar algo para optimizarlo. Pero además lo sitúa en el lugar 10, es decir lo hace aparecer despues de una evolución, no inmediatamente.

Es decir, para poder valorar, apreciar y ser voluntario para vivir o reconocer el amor incondicional hace falta evolucionar, avanzar  en el proceso de la conciencia.

El primer sello blanco  en los castillos es el MAGO, onda 2, que puede significar aprender. El segundo sello blanco en los castillos es el ENLAZADOR.

Primero tienes que aprender algo para poder enlazar con otras dimensiones. Pero enlazador también es desapego, de forma que el ser humano, no así los animales, primero tiene que aprender pero luego tiene que desapegarse de las cosas para realizar lo que sea el amor incondicional.

El apego  no va en dirección al amor incondicional.

 

Luego aparece EL ESPEJO.

El apego oscurece y deforma la realidad del espejo.

Luego ya sí es posible encontrar y voluntariamente realizar el amor incondicional en lo representado por el cuarto castillo.

Pero el cuarto castillo habla de la cuarta dimensión y el quinto de la quinta, que es una dimensión espiritual.

La perfección, el 10, llega hasta la cuarta dimensión. Luego es otra cosa. 

El cuarto castillo contiene la onda del PERRO, sello 10 y significando amor incondicional. También contiene la columna 10, siendo también la columna diez una traducción de lo expresado con el diez: perfección y amor.

 

EL MENSAJE DEL TZOLKIN:

Pero el Tzolkin contiene un mensaje para los humanos del siglo 21, para los humanos de hoy.

Presenta al Tzolkin como  compuesto por cinco periodos evolutivos donde cuatro son similares y uno diferente. Cuatro que representan la realidad conocida , realidad habitual representada por los castillos:  el castillo rojo como la raza roja, o sea los sellos rojos; el castillo blanco como los sellos blancos o sea algo conocido; el castillo azul y el amarillo también como algo conocido porque conocemos los sellos amarillos y azules.

Pero el quinto castillo hace aparecer algo no conocido, quizás para empezar a ser conocido, y es lo verde. Pero además con lo verde se acaba el proceso,  luego lo importante no es lo rojo, blanco, azul ni lo amarillo, sino llegar a lo verde: el quinto castillo, la quinta dimensión.

 

La cuarta dimensión, el cuarto castillo, es sólo un paso para la quinta.

La cuarta dimensión es sólo un momento, es el lugar de la conciencia, de mirar. Es el lugar del amor, o sea de la perfección, de la sabiduría, o sea es el lugar de tomar lo que necesitas para …

Primero ser voluntario, o sea ser. Ahora ya sabemos qué es el mago, el aprendiz. El mago es un voluntario para aprender, porque “ese aprender” es imprescindible para iniciar, o sea el mago va con el dragón porque es un inicio. Luego es preciso desapegarse, morir a los apegos, desaprender, porque si no,  no puedes ser un caminante, un habitante del cielo.

Los apegos te privan del cielo, te llevan al sufrimiento, a los sentimientos de privación, carencia, ofensa, desprecio, enfermedad, infelicidad cualquier tontería.

Los apegos te impiden ser feliz, te impiden tocar el cielo. Pero el SER HUMANO REAL es un habitante del cielo.

 

Curiosamente el mago es el sello 14 y el enlazador  es el 6, cuya suma es 20.

El voluntario precisa desapegarse para afirmarse en su intento de adentrarse en la realidad, que es el espejo. Eso es un nuevo nacimiento y precisa voluntad y desapego, y entonces sucede la aparición de una nueva realidad. Eso es como un nuevo nacimiento.

Esa nueva realidad es la realidad del amor. Cuarto castillo, cuarta dimensión. Y aquí ahora encontramos dos dieces, el espejo como onda diez, y el perro  como sello diez, o sea un veinte compensado, y te llevan ante el castillo quinto: LO NO CONOCIDO.  

 

Vamos a la quinta dimensión. La cuarta es sólo un paso, es sólo un momento. Pero es el tiempo, y el tiempo es amor, porque el amor es la llave para la vida.

Tal vez la quinta dimensión

tenga que ver con el quinto castillo (22/2/2012)

 

Tal vez la quinta dimensión tenga que ver con el quinto castillo

No sería de extrañar que así fuera porque el cuarto castillo termina con el guerrero.

Para nosotros, que manejamos el léxico “adecuado” (es una broma), el guerrero quiere decir la expansión de la conciencia. Pero siendo la expansión de la conciencia, no podemos olvidar que el  término que se ha elegido es EL GUERRERO, o sea el soldado, o sea el quinto.

No podemos olvidar que en el español de España los quintos son los soldados. Los quintos son NUEVOS SOLDADOS. La gente, cuando el servicio militar era obligatorio y entraban en el ejército, les llamaba quintos.

Es decir que el cuarto castillo, por alguna razón termina cuando empieza la mili, es decir en el banderín de enganche. Y a partir de ahí empieza el servicio.

No deja de ser una sincronía, y nosotros estamos “obligados” a atender a las sincronías, porque las sincronías son los lugares donde están depositados los mensajes, para aquellas personas atentas a los mensajes.

 

De cualquier forma encontramos en la estructura de los castillos un ritmo o un algoritmo que señala, después de cuatro, algo que aparece en quinto lugar. Es decir que el primer castillo está formado por cuatro ondas, y el segundo castillo y todos los demás castillos también están formados por cuatro ondas. De modo que podría pensarse que es algo donde el cuatro es lo importante, pero no. El cuatro es simplemente una constante, como la ZZZ que se pone en los comics para indicar que una persona está dormida. Es decir, es una repetición, pero lo nuevo aparece con lo que aparece en quinto lugar.

 

Lo más parecido sería considerar los cinco días que forman el uayeb, donde hay cuatro más uno, y realmente el último es el día fuera del tiempo.

De la misma forma, el algoritmo es: cuatro ondas, y en la quinta aparece un nuevo algo; de nuevo cuatro ondas y en la quinta, que en el Tzolkin es la 9, aparece un nuevo algo; cuatro ondas, y en la quinta, que es la 13, aparece un nuevo algo; cuatro ondas, y en la quinta, que es la 17, un nuevo algo.

Eso es como la ZZZ del durmiente. Pero ahora se han formado, no cuatro ondas, sino cuatro castillos, y en el quinto aparece un nuevo algo, que es el castillo verde.

Corresponde al día fuera del tiempo, al tiempo fuera del tiempo. A algo que no hay criterio ni conocimiento. Sería como vivir, hacer algo que no has pensado.

 

Entonces comprendemos cómo el primer castillo contiene al mago, con la significación de aprender voluntariamente, o sea de ser un voluntario, de forma que volvemos a encontrarnos con el banderín de enganche. El voluntario es libre, porque los seres humanos son libres, y sólo tienen valor las cosas que hacen libremente. Lo que una persona hace libremente, está en el nivel humano. Y cuanto más libre eres y voluntario en lo que haces, más amplías tu campo, tu espacio vital.

En el segundo castillo aparece el desapego, porque como la mujer de Lot, no puedes mirar atrás. La mujer de Lot es una figura arquetípica que se repite en muchos lugares, y te dice que para avanzar en una dirección, no puedes mirar atrás.

Es la misma figura arquetípica que la de “quemar las naves”. Quemar las naves es renunciar a retroceder. Y renunciar a retroceder es CONFIANZA ABSOLUTA, entrega total. Significa un nivel de madurez.

Traducido a las cosas cotidianas es como si encuentras un trabajo de 8 horas diarias, y al cabo de 2 horas le dices al jefe que te vas a dar una vuelta porque te gusta charlar con los amigos, o que te quieres ir a tu casa porque ya estás un poco aburrido de lo que estás haciendo. Es difícil que te renueven el contrato, claro.

Es decir que desapego significa de alguna manera, estar dispuesto a vivir algo que previamente no has pensado. Pero está claro que para llegar a lo que no conoces, tendrás que ir por un camino que no conoces. Y tal vez, dejarte guiar.

 

En todo caso conviene también reforzar la idea de que el número cinco, en el Calendario Maya, como el 9, el 1 y el 13, son los lugares donde se establece una conexión con dimensiones superiores, de tal manera que el  5 siempre supone que existe una ayuda, una fuerza. De hecho el sello 5 es la serpiente, o sea la energía vital. Pero como onda es la 9, es decir que el 5 manifiesta esa unión con dimensiones superiores, tanto por el número del sello como de la onda.

Igualmente, la onda 5 está ocupada por el sello 13, y tanto el 5 como el 13 expresan dimensiones superiores.

 

Parece que adentrarse voluntariamente en lo desconocido supone algo parecido a dar un salto al vacío. Por eso conviene también recordar los siguientes pasos que estarían representados por el espejo, o sea la realidad, o tal vez la realidad que hay más allá de la realidad habitual.

Reconocer esa realidad supone EXPERIENCIAS CIERTAS, es decir que en el nivel de los hechos, de las realidades que experimentas cada día, es donde puedes encontrar la solidez de esa segunda realidad. Por eso es importante mirar, estar atento.

Pero el convencimiento, o sea lo que elimina el miedo, es encontrar que esa realidad es la realidad del amor, porque sólo el amor es el antídoto del miedo.

Encontrar que la realidad más allá de la realidad aparente es amor, es lo que te puede dar seguridad. El amor da más seguridad que el poder.

Ciertamente estamos en el tiempo del desapego, porque estamos en tiempo de CRISIS.

Afortunados los que encuentran que la crisis es amor activo.

 

El perro es un mago (19/2/2012)

 

O quizás sea mejor decir que el perro, el amor incondicional, es el único y auténtico mago.

El perro, o sea el amor incondicional, ocupa la onda 14. Toda la onda 14 habla del amor incondicional. Pero el 14 es el mago, luego el amor incondicional es el mago.

 

El mago habla al niño.

Los cuentos de hadas, los relatos de magos, pertenecen al mundo de los niños, no al mundo de las hipotecas, las normas de tráfico, las declaraciones de la renta, y cosas serias.

Sólo que el amor es un mago  que no teme a la gente seria, porque mucha gente seria que esforzadamente paga sus impuestos y no se deja engañar por esos pedigüeños que sólo piden para emborracharse, que tienen todos los seguros al día y son puntuales, los zapatos limpios, todo bien colocado, escucha a su serio doctor decirle “sueñe, imagine cosas bellas. Tal vez la solución de su cáncer sea cambiar el enfoque de su pensamiento”. Y le introduce de golpe en el mundo del ensueño.

 

Curiosamente, mucha gente “seria” también accede al mundo de la magia, sólo que buscando poder.

Así encontramos dos vertientes en la magia, en lo mágico. Una asociada a algo inocente y curativo, representada por EL NIÑO, el niño interior, o sea esa fuerza INOCENTEMENTE SALVAJE, que corresponde al dragón y en su evolución a todos los sellos rojos.

 

LAS DOS FORMAS DE LA MAGIA

 

El DRAGÓN es esa energía amorosa porque es solidaria, amorosa porque es nutriente, y vital porque irrumpe y crea situaciones nuevas hacia la solución.

 

El CAMINANTE DEL CIELO muestra cómo esa energía amorosa es amorosa porque es celeste, o mejor dicho, celestial. Y sigue siendo vital porque es energía de caminar, que en este tiempo máquina es algo que para tantas personas sería extraordinario, el caminar. El caminar es la energía propiamente aeróbica, y lo que hace es MOVER EL CORAZÓN. Y aquí lo importante es mover el corazón. Físicamente mover el corazón te hace disminuir la tensión, mejora el colesterol, la diabetes y casi cualquier cosa. Pero por favor, no olvidemos que el corazón es lo que nos conecta con dimensiones superiores.

 

Para la medicina china la energía del fuego, que es la energía del corazón, tiene cuatro vectores, o sea cuatro meridianos: el meridiano de corazón, que te conecta con el espíritu, o sea con una realidad espiritual, de modo que te conecta con Dios o dimensiones superiores; el intestino delgado, que te conecta contigo mismo y tiene que ver con tu nivel de autoestima, con el discernimiento acerca de quién eres, y que en definitiva es a nivel alimenticio el discernimiento acerca de lo que es alimento y debe pasar a la sangre porque te conviene o no es alimento y debe dirigirse a la salida, o sea a la excreción. El intestino delgado decide si algo es bueno para ti o es una “m” y mejor está fuera; el meridiano del maestro del corazón te relaciona con las demás personas; y el triple calentador te relaciona con las cosas, con el clima, etc.

 

De modo que mover el corazón es muy importante, a nivel físico, pero por favor lo propio del corazón es el espíritu. Y lo serio no debe ir contra el espíritu sino a favor para ser vital.

 

La SERPIENTE traduce de nuevo esa energía celeste como algo que está dentro de ti en todas tus células, y una de las cosas que te pide es que no olvides que es una energía amorosa porque proviene del dragón, y una energía celeste, o sea espiritual.

 

La TIERRA también es una manifestación del dragón, con su generosidad constante, con su fuerza de atracción, como esa madre que abraza a su hijo.

 

Y finalmente la LUNA, que es el reconocimiento de la emoción como una transformación del dragón, de la fuerza vital y de la solidez de la tierra

 

Así, la emoción que empatiza es mágica y es infantil. La tierra que atrae y es aportadora de todo lo que necesitas, es mágicamente infantil, porque qué gana la tierra por ser tan exuberante, qué relación tiene con el mundo de los seguros y los impuestos;  y la energía vital durmiendo en las células madre y en la energía sexual, y el gozo y la expansión del caminante; la solidaridad... Todo es ingenuamente salvaje porque es inocente. Es poderoso inocentemente, deseando que te incorpores para jugar.

 

Pero en el otro lado está la búsqueda del poder, y cantidad de personas supuestamente serias, con una atracción grande por la ley, porque se rodean de abogados en cuanto pueden y procuran modificar las leyes según su conveniencia o por lo menos saber qué es infracción y qué es delito, y cuándo prescriben las cosas… pues muchas de estas personas serias buscan la magia para su beneficio.

 

Así que hay dos cosas. Pero la sabiduría maya de estos mayas celestes, gracias mayas, sitúa lo mágico en el amor, no en el poder. Sitúa lo que califica como 14, el mago, en el perro, onda 14, el amor incondicional, y nos dice que la energía asociada al mago, la energía oculta, es la mano, la sanación. Así que nos sitúa lo mágico como amoroso y que te sana. Es una indicación muy clara. Hay muchas personas enfermas del corazón, de enfermedades autogresivas, inmunes, de enfermedades muy graves, incurables por la “ciencia”, que encuentran solución cuando la persona cambia sus valores de pensamiento y empieza a pensar que hay cosas que son posibles, o que están tan desesperados que ya les da igual hacer algo aunque les parezca una tontería, porque los tratamientos “científicos” les producen tales dolores que la vida es insoportable, y entonces acceden a soñar, a soñar cómo de una forma puramente imaginaria tal vez unos duendecillos minúsculos, microscópicos, empiezan a reconstruir tal órgano, o a limpiar sus arterias. Todo como un juego.

Y resulta que da resultado, de tal manera que este tipo de asuntos relacionados con el pensamiento positivo, en sus múltiples formas, y que tienen que ver con el sello de la noche, se utilizan en muchos hospitales en Alemania, Estados Unidos, Inglaterra, etc.

 

De modo que encontramos el 14-el mago, asociado al 7-la mano, sumando 21, que nos lleva al 21 del Tarot, para recordarnos que hay una solución para todo y hay un aprendizaje.

Pero la onda 14 también tiene su 7 para formar 21, que es la tormenta. El mago es una mano, es decir que la magia es sanadora (14-7), y traduciéndolo podemos decir que el amor produce milagros, onda tormenta (14-7).

Los problemas son los que te llevan a querer tener poder. Y tal vez, si crees que el poder es “tener tu las cosas”, quizá crees que el dragón no existe.

O sea aquí volvemos a la consideración del intestino delgado. Tu discernimiento es el que está en juego, y el intestino delgado decide qué cosa es vida y qué cosa es excremento. Y los mayas nos ayudan con su propuesta a determinar qué es la vida, para no cargarnos de excrementos.

 

Tal vez cuando pases al lado de un mendigo, puedas encontrar que es el dragón quien te mira.

 

La televisión es el dragón (17/10/2011)

 

¡Ya se lo que pasa¡

Se me ha encendido la bombilla.

¡La televisión es el dragón¡

Aquello que decíamos que es la solidaridad o la luz entrando en la materia, en la forma.

El oculto del sol ya se quién es.

Es la TV (qué curioso. TV y TU se parecen mucho)

¡Sí, sí¡ La TV es la luz, porque ME HACE MIRAR.

ME HACE VER. VER Y MIRAR como lo mismo, lo similar.

 

Esto es una parodia. Una broma. Sólo que TAMBIÉN ES VERDAD. La TV te engancha, te atonta, pero te hace mirar, ver, y además TE ENLAZA, te une con millones de personas ¡y en el presente¡

Millones de personas sintiendo lo mismo y a la vez. Es una parodia y una realidad. Es una parodia de la vida y la vida hoy.

Algo bueno y algo “malo” juntos a la vez. Como Quetzalcóatl y Tezcatlipoca. Sólo que cuando están ellos, faltas tu. Ellos te esperan. Tal vez esperan que tu seas ellos. Que tu seas la T.V. que une. Que tu seas la T.V. que une en el presente. Que estés vivo unificado.

 

Como el iceberg muestra fuera del agua una pequeña parte de su masa real, ya que la mayor parte está sumergida, de la misma manera podemos considerar que hoy hay una realidad que es la unión existente entre todas las personas, a través de frecuencias lumínicas, o sea luz, y que adopta esa forma para ser VISTA por alguien, que tal vez se esté frotando los ojos como quién se acaba de despertar, y reconozca esa unión entre todos los seres humanos, que también se manifiesta en internet y las redes sociales. Sólo que cuando tu ves la tele pasivamente estás conectado a algo, pero pasivamente, y cuando tu estás conectado a través de las redes sociales o de tu página, te estás expresando a ti. Y esto parece algo activo. Puedes estar en una actitud pasiva, como durmiendo, y activa. Y la forma activa es expresándote. Y expresarse hoy parece importante porque es una vía de aprendizaje y de libertad, o sea de realización.

 

La comparación con el iceberg expresa que hay algo que estamos viendo y es que efectivamente muchas personas gustan de conectarse a la vez, a ver algo. Esto nos recuerda a los aborígenes australianos, que según explican los antropólogos, gustaban de agruparse en el interior de cavernas y pasaban largo tiempo ensoñando colectivamente. Y hoy el ver la televisión, sobre todo  en los acontecimientos que interesan mundialmente, conecta a millones de personas como en una gran caverna que ocupa todo el mundo. Pero la vocación de todas las cadenas es ser la caverna que más agrada, lo cual se demostraría porque hay más personas a la vez viendo el programa.

 

El caso es que la comparación con el iceberg es que lo que vemos es una pequeña parte de algo, pero que es muy real y merece nuestra evaluación. Y todo esto tiene que ver con el 2012.

 

Y regresamos a una frase anterior: lo que nos interesa es hacer las cosas como voluntarios a favor de la vida, voluntarios a favor de la humanidad, voluntarios a favor de la luz, es decir estar vivo y unificado. Quetzalcóatl y Tezcatlipoca. Tezcatlipoca es el espejo, onda 10, que te lleva al nuevo nacimiento. Y Quetzalcóatl es la serpiente, onda 9, que te lleva al espejo, que te lleva al nuevo nacimiento. Pero la serpiente emplumada, es decir el águila, onda 19, te lleva a encontrar esa sociedad celeste representada por la estrella, onda 20, o sea la iluminación.

 

Ocupar la Vida (16/10/2011)

 

Sucede. Pero, ¿qué sucede?, ¿cuál es el suceso?

El mismo suceso tiene distintas interpretaciones según el enfoque, el punto de vista que utilizas, y también según el tiempo. Parece una cosa, pero al final del proceso era otra.

Si interiormente no sabes quién eres, cualquier cosa te va a hundir más, porque ya estás empequeñecido, porque solamente puedes no saber quién eres porque no llenas todo el espacio de lo que eres.

 

El suceso es la autoexistencia

 

Si aceptas un criterio que tú no has comprobado, te encuentres con que tal vez en esa obra, en esa escenificación, en esa película, como no es tuya tu no eres el protagonista, y quizá el papel que tengas sea de figurante, de figuración, y tratando de ahorrar siempre te pagarán poco. Tú no puedes estar muy contento.

Pero en tu centro, tu eres tu, incluso ante una adversidad, tu eres tu. El calendario maya inicia el tiempo del año, es decir el tiempo humano, en la onda tipo con la semilla en tono 4, que significa auto existencia. Si no eres protagonista de tu vida, tendrás que conformarte con la calderilla para vivir. 

Pero calendario maya te propone como básico el encuentro de la auto existencia. Si la vida es Dios o si Dios es la vida, eso es algo que está dentro de ti, y a la hora de referenciarte tal vez te sea de utilidad, y actualizar que hay un espejo donde puedes mirarte siempre y te devolverá tu verdadera imagen en abstracto hasta que sea en concreto.

 

El calendario maya te propone un auto reconocimiento a través de tu sello personal y su familia y a través de tu tono personal.

La simple evocación interiorizada del mandala que forma tu familia, así como la familia del oculto de tu sello natal, puede transportarte a un auto reconocimiento que renueva la estructura celular.

Siempre es recomendable iniciar el proceso recurriendo a tus ángeles, aunque sea escépticamente pero concediéndoles la posibilidad; o acudiendo a tu ser superior; o también a tus ancestros transcendidos, si han fallecido tus padres, la persona amada… En este sentido hay muchos relatos de conexión y de ayuda proviniendo de los abuelos.

 

Gracias agua, gracias maya

 

Pero, ¿cuál es el suceso?, ¿qué es lo que sucede? Sucede que muchas veces, si no llegas a tener suficiente sed, no apreciarás el agua, y sin embargo tu eres agua. Y sin embargo, si no aprecias el agua y no reconoces el agua, es casi como no ser nada, o ser algo desconocido.

No hay mejor bebida que el agua.

Gracias, agua. No nos faltes nunca. Tal vez, el cielo para muchas personas pueda ser agua cuando quiera: agua disponible para mi, para beber, para lavarme, para remojarme, para mis flores.

Tal vez alguien se pueda preguntar, y de hecho se pregunta en este instante, si el agua es algo que siempre está mezclado con el barro, o tal vez alguna persona, de hecho muchísimas, consideran que el agua es algo que está muy lejos.

 

¿Qué sucede? Sí, nos interesa mirar, escuchar, abrir los sentidos y dialogar con tu ser espiritual o con tus ángeles, porque en estos momentos están abriéndose muchas puertas de conocimiento, y sobre todo, escuchar y no desechar las respuestas, porque las respuestas en un diálogo interior, suceden dentro de ti, y casi cualquier cosa que se te ocurra y digas “es imposible”, merezca la pena considerarla y dedicarle un tiempo.

 

Onda de la Tierra: del 14 al 26 de febrero

 

 

La energía de la tierra va asociada, de una forma clara en este caso a la energía del humano. Se acompañan mutuamente, y una onda es la oculta de la otra.

El oculto del humano 1 es la luna 13, que es el final de la onda de la tierra.

La característica de la tierra es la alineación, y el sol (tono 4) nos índica cómo conseguirlo, mediante la elevación de conciencia y la luz.

En esta onda, lo que se canaliza o realiza de forma fácil es la ensoñación, es decir, soñar la abundancia.

El final de la onda es la luna, asociada a la purificación de las emociones.

 

Esta tierra, que es un vehículo terrestre, está formado por la tierra y la luna como planeta doble, según dicen nuestros científicos. Pero el Tzolkin muestra la onda 13 como onda que comienza en la tierra y termina en la luna. Y es un 13, un caminante del cielo, y un lugar de transcendencia, porque el 13 también es transcendencia.

 

Están unidas la tierra y la luna como un principio y un final. En su interior, en su centro, está como exposición de lo que viene canalizado, la capacidad de crear a través de la visualización, como es el ensueño. Si logras situarte a través de tu intento en la tierra-luna como vehículo celeste, te abres totalmente al ensueño y a la canalización.

Porque la noche es el tono 7 de esta onda. Pero el tono 2 es el espejo, es la realidad como regalo, y como servicio están los grandes cambios de la tormenta, la resurrección, la transformación, el reinventarse.

Si te adentras en esta meditación es para producir cambios en tu entorno, en las personas que quieres, y sobre todo en las que no quieres, porque estamos en territorio del hombre, del tejido de luz y de Cariño.

 

La forma en que estás trabajando en esta onda a favor de todo lo que existe, es a través de la estrella, la belleza, la armonía, y también la sociedad celeste. Pero para ti es totalmente sanador, porque el tono 11 presenta la mano, la sanación, “cómo puedo liberarme”. Esta actividad en beneficio de cualquier persona, de potenciar la red humana de cariño y amorosa, te sana.

Esta onda es la del enlazador perfecto, es decir el enlazador en tono 10.

Todo eso podemos traducirlo al sello 13, y a partir de ese momento comienza la onda 14, pasas más allá del velo a través del amor incondicional.